sábado, 29 de abril de 2017

Steelheart - Brandon Sanderson - Reseña

El mundo se encuentra lleno de imágenes sobre superhéroes con interesantes historias sobre su formación y las aventuras de su desempeño. Son hombres y mujeres que se dedican a salvar a los indefensos de peligros que constantemente los superan a ellos mismos. 
En Steelheart sucede algo parecido, aunque… diferente. 
En esta historia un suceso llevó a la aparición de algo llamado Calamity en el cielo, algo sin descripción exacta. Nadie sabe por qué apareció y tampoco si tiene relación con que poco después algunas personas comenzaran desarrollar poderes. Increíbles poderes. Útiles, claro, pero en un mundo bastante real, en el que los villanos no son más que gente común. Y es ahí donde, creo, se rompe el argumento básico al que las historias de superhéroes que llenan los cines y emocionan a los niños se apegan. 
Estas personas con poderes se llaman Épicos, y como no tenían grandes males que luchar, como ninguna amenaza venció sus respectivas formas de poder, descubrieron que la fuerza está hecha para algo. Así que tomaron las riendas de las ciudades, controlando el mundo, haciéndolo suyo. Blog Lectores Nocturnos 
Y luego de un prólogo MUY emocionante (y totalmente digno de aparecer en una película), comienza esta acelerada historia. David, un joven con buena mente, busca la oportunidad de llevar a cabo su venganza. De realizar una hazaña al parecer imposible para un humano común: matar a uno de los épicos más poderosos del mundo. 
Llevaba un buen rato queriendo leer algo de Brandon Sanderson. Todos hablan maravillas de sus historias, así que por algo debe ser. Me decidí por Steelheart porque no tiene el tamaño de otras obras del autor, y porque parecía muy interesante. 
Con él nos adentramos a una novela LLENA de acción, de esas que te hacen olvidar que los libros tienen números de página. También nos encontramos con una trama que consigue algo que yo siempre aprecio: hace que el lector piense constantemente, y sin resultar forzado. 
David busca unirse a un grupo de rebeldes llamado Los Reckoners, que de vez en cuando infringen daño a la comunidad de épicos. Steelheart, por cierto, es el nombre del épico que controla Chicago Nova. Poderoso, fuerte y, como su nombre indica, capaz de convertir las cosas en acero. 
Es increíble la forma en que los capítulos presentan un mundo casi post-apocalíptico, después de la forma de gobierno que conocemos ahora, y al mismo tiempo presenta un concepto original. Uno que parece salido luego de retorcer varias tramas de las historias que gustan al mundo actual, pero sin duda innovador. Blog Lectores Nocturnos 
Es muy interesante descubrir de forma muy gráfica las habilidades de los épicos. Sus talentos son tan variados como sus debilidades. Con razón el protagonista dedica todo el tiempo que le es posible a estudiarlos. El autor no crea una historia volcada al destino, sino sabe perfectamente por qué se da cada paso y cómo contribuye a la circunferencia de su historia. 
Es curioso (y ahora no puedo imaginarlo de otra forma) que los épicos y muchos otros sustantivos mantengan su nombre original en inglés: como Steelheart, Reckoners, Calamity o Firefight. Supongo que sería algo extraño decir Corazón de acero, Calamidad, Maquinadores, etc. 
Los Reckoners demuestran, de forma inspiradora, que la mente humana acompañada de una decidida valentía es capaz de muchas cosas, incluso aquellas que parecen imposibles. Como ir en contra de seres tan poderosos como los épicos y las infinitas posibilidades de sus dones. 
Las páginas de este libro demuestran una creatividad con mucha experiencia. Narrar exitosamente momentos que solo pueden calificarse como “de acción” siempre me ha parecido algo admirable. Esta primera parte de la trilogía nos envuelve en explosiones, tiroteos y persecuciones (entre otras cosas) que simplemente se leen con la misma prisa con que suceden. Dejando al lector con el corazón agitado. Blog Lectores Nocturnos 
Mi único intento de reproche sería sobre la falta de más contexto histórico previo en la historia, pero sé que solo es una de esas cosas que como lector me gustaría leer, sin saber si mejoraría la historia de alguna forma. Aunque David tampoco tiene la actitud más estable. Me encanta su capacidad de improvisación y todas las cosas que aprende, pero es en ocasiones debatible al arriesgarse demasiado.

Steelheart llena se acción el alma del lector atraído a sus páginas. Es un perfecto inicio para los que no han probado al autor; y seguramente un muy buen título más para la colección de sus lectores. 
En sus continuaciones nos promete, y casi asegura, una aventura tan acelerada y de detalles bien acomodados como esta. Quedan muchas cosas que descubrir en el mundo de los épicos, desafiantes de la raza humana. Hay pocos futuros como este. La reflexión podría salir sobrando, pero eso es porque ya nos ha dado la lección que pretendía: usar la cabeza. 

La frase: 
-Las personas rara vez quieren matar, David -dijo Abraham tranquilamente-. No es un deseo básico de la mente humana sana. En la mayoría de los casos, la gente se toma muchas molestias para evitar hacerlo. Recuerda esto, te será de ayuda. 
-He visto matar a un montón de gente -respondí. 
-Sí, y eso te indica algo. 

Steelheart, Brandon Sanderson. 416 p. Nova, 2015

¡Hasta la próxima!

viernes, 31 de marzo de 2017

Las NOTAS de Marzo/17

Llegó el momento de despedirse del mes, lo cual nos da la oportunidad perfecta para mirar atrás en lo sucedido en ese periodo. Marzo fue un mes con numerosos títulos y muy buenos momentos de lectura, seguramente. Así que aquí les dejo las NOTAS de Marzo/2017
(toca para agrandar)

¿Navegaron en alguna de estas referencias durante el mes? 

¡Hasta la próxima!

Por trece razones - Jay Asher - Reseña

Reflexionar sobre la influencia de las acciones de todos en ti, y las tuyas en ellos, podría resultar en algo revelador. El comportamiento que mostramos al mundo en algún momento específico podría a afectar algo o a alguien más de lo que imaginamos. Blog Lectores Nocturnos 
Clay Jensen es un chico normal, viviendo una vida lo más normal posible el día que llega a su casa y encuentra una caja con ocho casetes listos para ser escuchados. En aquellas cintas, descubre de inmediato, habla la voz de Hannah Baker, una chica que conocía y que un par de semanas antes se suicidó. 
Atónito, Clay se adentra en lo que cuentan las cintas mientras él mismo vive los momentos al escucharlas, al recordar a Hannah y al aceptar descubrir las trece razones alrededor de aquella decisión (un lado de casete a la vez). Trece personas que aparecen en su historia, y la de ella, para aportar un comportamiento específico, un suceso, una mentira o un secreto. Le sorprende descubrir que las cintas están pasando en orden entre las personas que se mencionan en ellas, para estar enteradas de la verdad, no solo la noticia de la muerte de la chica. 
Es curioso pensar, primero, en quién es el protagonista principal. Clay comienza la historia con una narración lineal, mientras Hannah cruza sus palabras narrando de viva voz (y con un formato diferente de texto en el libro) lo que hay que saber. Es curioso también, pensar en el mensaje de esta novela. Obviamente muchos pensarán en la curiosidad casi enfermiza de leer algo en lo que parece torturarse a trece personas que tuvieron que ver con el suicidio de alguien, algo en lo que la propia persona habla y los llama “razones”. Sin embargo, el libro nos hace descubrir que no se trata de algo así. Que si esta historia existe como lo hace es para compartir un mensaje. Uno importante, incluso: prestar atención a lo que hacemos y a las personas que nos rodean. Tener cuidado sobre las acciones, porque cosas malas pueden suceder aunque no fuera nuestra intención causarlas o no imaginábamos que fuera tan grave. Blog Lectores Nocturnos 
En el contexto de la novela, claro, tiene mucho que ver la edad de los personajes. La adolescencia es una etapa complicada, las cosas que aprendemos y vivimos se acumulan para formarnos. Nos llevan a tomar decisiones que se supone deben servirnos para el resto de nuestras vidas, por lo cual se consideran importantes. 
Leí este libro por primera vez hace años, cuando el contexto de la vida adolescente era diferente al de ahora. Lo leo de nuevo ahora, luego de mucho tiempo queriendo hacerlo, para darme cuenta que aunque la situación cambie (las redes sociales son algo muy grande ahora), el mensaje sigue siendo igual de importante, puede que hasta más. Es muy fácil hacer daño. Blog Lectores Noc
Hannah presenció en vida momentos totalmente relacionados a ella, porque todos somos capaces de vivir solo nuestras propias vidas. A través de sus grabaciones no solo conocemos la verdad y la construcción de su decisión, sino la persona que fue. Lo mucho que había en ella, las grandes posibilidades que habrían podido existir. turnos 
Al intercalar las dos narraciones, la de Clay y la de la voz en las cintas, el lector casi podría pasar por alto algunos detalles. Visualmente el formato de cada narración es diferente, pero ambos personajes tienen voces tan similares, y profundizan tanto en un mismo sentimiento (al igual que quien lee) que podría llegar a ser un pequeño detalle de conflicto. Pero como esta es una novela para prestar atención y reflexionar, es algo comprendido. La historia en general da la posibilidad de una rápida lectura. No es solo que la narración y los momentos estén bien conectados, además del interés que despierta el argumento, sino que el contexto temporal en el que suceden las cosas es así. 
Se rescata también la idea, tan real, de ser conscientes de nuestra propia historia. De meditar sobre lo que creemos y lo que no. De decidir, por ejemplo, si conceptos como la reputación son algo importante en ciertos momentos de la vida. Si una lista de porqués es necesaria. Si vale la pena pensar demasiado, o sentir demasiado, tener miedo o tantas otras cosas que sencillamente suceden. 

Por trece razones se convierte en una tremenda reflexión para leer y tener en el librero, como ninguna otra lo permite. Es una historia a dos vidas, trece nombres y momentos acumulados. Un profundo pensamiento de realidad sobre la vida, la reacción y el comportamiento. 
En las vidas la atención es necesaria. Las palabras son necesarias. Hay que aprender a saber cuándo y cómo convivir con ambas cosas. No se puede controlar todo, pero se puede ser consciente de mucho. 


Calificación:

La frase: 
Bueno, ¿qué querías oír? Porque he escuchado tantas historias que no sé cuál es la más popular. 
Pero sí sé cuál es la menos popular. 
La verdad. 
Ahora bien, la verdad es la que no olvidarás.” 

Por trece razones, Jay Asher. 364 p. VRYA, 2016 

Similar a: 

¡Hasta la próxima!

viernes, 17 de marzo de 2017

La reina impostora - Sarah Fine - Reseña

Las decepciones del destino nunca son bien recibidas. Las profecías sobre el propio futuro son algo que solo sucede en las historias, pero no por eso afectan menos a quien las conoce.
Este es el caso de Elli, la Saadela del reino Kupari, un lugar que sobresale por su realidad alrededor de la magia del hielo y el fuego adjudicada a la presencia del cobre. A ella le fue prometido un destino profético escrito incluso antes de que existiera, le enseñaron que, al mostrar todas las señales necesarias para convertirse en Saadela, algún día sería la Valtia.
En su reino es la figura de la Valtia quien funge como reina y poseedora de la mayor muestra mágica a través de un control superior del hielo y el fuego. Es la encargada de proteger a su pueblo de todas las formas posibles, así que estar destinada a convertirse en una algún día y seguir la larga línea de aquel destino significa todo en la vida. Blog Lectores Nocturnos
Pero cuando llega en día, cuando es momento de que la antigua profecía se cumpla, con ella en medio de todo, las cosas no salen como se esperaban, poniendo su mundo de cabeza.
Sin embargo, esa primera y enorme complicación la llevan a formar parte de algo más grande y lleno de detalles.
La protagonista de esta historia comienza sus momentos como una chica que forma parte de una extraña e increíblemente limitada realeza en su pueblo. Ha sido cuidada la mayor parte de su vida, ignorante de las cosas fuera del edificio en el que vive, privilegiada en todo lo que alguien en esta historia podría necesitar.
Pero como en este lugar las cosas son o no son, un cambio de vida es la única forma posible para seguir existiendo. Este libro toma giros, no demasiado bruscos y sorprendentes, pues la anticipación hacia ellos se construye lo suficiente, aunque son suficientes para dotarlo de gran interés y emoción.
La vida de Elli después de la promesa fallida de la magia la lleva a encontrarse con una dolorosa realidad, llena de frío y calor, llena de sangre y también de revelaciones. Pues el que un destino cambie no significa que simplemente desaparezca. Blog Lectores Nocturnos
Comencé esta lectura con expectativas regulares, abierto a la sorpresa, pero no muy seguro de ella, y terminó sorprendiéndome lo necesario. Sarah Fine crea un mundo lleno de detalles bien pensados y un buen pasado para su propia historia que la lleva al inevitable presente.
Elli, inevitablemente rodeada de portadores, se encuentra personajes que contribuyen y continúan con los conocidos elementos del género. La magia, importante en una fantasía como esta, desempeña su papel de forma perfecta, tanto que casi encanta. Descubrir las recurrentes utilidades del hielo y el fuego consigue hacer importante un detalle que muchos considerarían nefasto sin el contexto correcto: el clima.
Es verdad que la protagonista cambia de parecer continuamente en la historia, que sus confusas y casi impulsivas pero ignorantes decisiones la llevan a parecer de carácter irregular, pero la historia necesita de un detalle como ese. Además, los momentos difíciles en los que con tanta frecuencia se encuentran no solo le exigen una lucha mental, sino también física. La casi tortura que sufre podría ser atribuida a algo similar a la mala suerte.
La novela vive también en la participación de sus personajes secundarios, desde los que aparecen en los momentos de la forma más común hasta los villanos. Desde el lado en que descubrimos la historia nos damos cuenta a la misma velocidad que la protagonista de la verdad en la trama, la genialidad de sus detalles y los distintivos conflictos que hacen presencia. Desde Oskar y su propio destino necesario, hasta las mentiras que, como todas, están destinadas a venirse abajo. Cabe mencionar que como en la historia la magia (y por lo tanto el clima) es un elemento esencial, es muy fácil poder considerarla como un personaje más. Las habilidades de los portadores dotan al libro de momentos llenos de emoción, y aunque sus descripciones a veces se quedan cortas, la impresión visual y sensorial es bastante aceptable. Blog Lectores Nocturnos
Eso sí, sus momentos en ocasiones están a punto de volverse muy lentos, y otras veces suceden tan rápido que se comparte la sensación de los personajes sobre haber perdido detalles.
La reina impostora es uno de esos libros basados en la emoción que nos obliga a imaginar nuestras propias ideas y detalles sobre la historia. Fine crea un aceptable territorio y una extensa trama llena de posibilidades. Nos comparte algo que pocas historias hacen: la posibilidad de pasar del absoluto frío al más incómodo calor con solo estar en presencia de una persona.
Deja claro que los destinos en los libros son algo inevitable, pero desvía un poco el camino para hacerlo interesante. A veces hay que luchar para cambiar el presente, pero el pasado no lo pone fácil.

La frase:
-Lamento que duela.
Va a doler para siempre. Eso es lo que dicen sus ojos.
¿Pero qué puedo hacer? ¿Desmoronarme? ¿Gritar y llorar? No. Estoy destinada a algo grande. No estoy preparada para dejar de creerlo todavía.
Me limpio los ojos y dejo escapar un largo suspiro.
-Supongo que voy a seguir viviendo, entonces.

La reina impostora, Sarah Fine. 462 p. VRYA, 2016

Similar a:

¡Hasta la próxima!